Cuándo necesitas un seguro para perros

Cuándo necesitas un seguro para perros

Es posible que el tema del seguro para perros te pille de nuevas. De hecho, muchas personas lo buscan en Internet, y realizan otras búsquedas tales como “contabilidad Barcelona” para encontrar a profesionales que puedan informarles al respecto.

No necesitas un seguro para perros en cualquiera de los posibles casos. De hecho, sólo es obligatorio para aquellos considerados por la ley como perros potencialmente peligrosos (PPP).

Perros potencialmente peligrosos

El 25 de diciembre del 1999, después de varios incidentes con algunas razas de perros, el Estado impuso una normativa acerca de la tenencia de perros “potencialmente peligrosos por la cual unas razas de perros concretas debían tener un seguro para perros de responsabilidad civil de, al menos, 120000 euros de cobertura.

A partir de entonces, los dueños con perros incluidos en esa lista debían contar con un seguro. Y, aunque pueden variar en función de cada Ayuntamiento, los más comunes suelen ser los siguientes:

  • Pit bull terrier, Staffordshire bull terrier, bull terrier, american Staffordshire terrier, rottweiler, dogo argentino, fila brasileiro, tosa inu, akita inu.

Además, también se incluyen sus cruces con otras razas. Así como los que coincidan, en general, con las siguientes características:

  • Fuerte musculatura, robusto, aspecto poderoso, cuerpo atlético, agilidad, resistencia y vigor.
  • Marcado carácter y gran valor.
  • Pelo corto.
  • Perímetro torácico de entre 60 y 80 centímetros, altura a la cruz de entre 50 y 70 centímetros y un peso superior a 20 kg.
  • Cabeza voluminosa, cuboide, robusta, de cráneo ancho y grande, así como mejillas musculosas y abombadas. Mandíbula grande y fuerte, boca ancha, robusta y profunda.
  • Cuello ancho, corto y musculoso.
  • Pecho ancho, macizo, profundo, costillas arqueadas y lomo corto y musculado.
  • Extremidades anteriores paralelas, rectas y robustas, extremidades posteriores muy musculosas, con patas relativamente largas y que forman un ángulo moderado.

También se considerarán como potencialmente peligrosos aquellos perros que, aunque no se ajusten a las descripciones anteriores, muestren un carácter marcadamente agresivo o que hayan agredido anteriormente a otros animales.

En principio, pues, el resto de perros quedan exentos de la obligación de tener seguro para perros de responsabilidad civil, pero, en cualquier caso, es aconsejable tenerlo.

Afortunadamente, estos seguros pueden salir muy baratos, desde unos 20 euros al año, aproximadamente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *